Es tiempo de cambios para la Peña Ciclista Porteña, pues a pesar de los grandes éxitos cosechados desde su fundación en el año 1954, a día de hoy ha sufrido un ligero retroceso, lo que les hace atravesar un momento muy delicado para el club. Frente a ello, una nueva directiva con muchas ganas, implicación e ilusión por mejorar. Conscientes del trabajo que requiere ya tienen proyectos en marcha para esta y el resto de temporadas que vendrán. Para dar un nuevo empuje a la Peña...
Publicado en Deportes