Problema técnico

Viernes, 11 Septiembre 2020 19:07

Hoy, contemplando desde la playa el Horno Alto, me pregunto ¿por qué no va el ascensor? Como no conozco la respuesta, hago la pregunta a personas que supongo deberían saber el por qué. No consigo una respuesta clara, unos dicen que es el Ayto el que gestiona ese tema, otros me dicen que lo que pasa es que la autorización para que el ascensor funcione depende del Ayto. ¿A la pregunta de quién tiene que autorizar que ese ascensor pueda ponerse en marcha me contestan que es el propio Ayto.? No entiendo nada.

Trabajé como mecánico casi un año en ese Horno Alto que, hoy, se ha convertido en una de las más claras señas de identidad de este pueblo. Como porteño me duele que, estando parado desde el último cuarto del siglo pasado ¡¡treinta y cinco años!! aún no se pueda visitar. Cuesta creerlo. Ya sé que peco de ser un poco impaciente, pero no me gustaría morirme sin verlo. Hace unos años volví a subir, de strangis, y ya entonces, comprobé que estaba bien acondicionado para que su visita no pudiese ser considerada peligrosa, eso ya estaba certificado técnicamente entonces. Dicen, me cuentan, que ahora de lo que se trata es de otro “problema técnico”. Y yo tengo que creérmelo.

No acierto a comprender cómo, hoy, en tiempos en que los coches hablan y algunos de ellos no necesitan ni conductor, los “técnicos” no puedan con un ascensor. ¿El “problema técnico” no será el problema mental que aqueja a este consistorio cada vez que se trata de hacer algo positivo para el Puerto? ¿Tengo que volver a repetir la consabida lista de agravios comparativos entre los que habitan en la zona de la Glorieta y los que vivimos en el extrarradio? Ya saben, la Gerencia, la Casa Noguera, el Museo Industrial, el Pabellón Deportivo, la Nau…

Puede que alguien crea que soy un pesado y, probablemente, en eso acierte, pero lo que no podrá decir es que no tenga sobradas razones para serlo. Lo cierto es que, a este tipo de preguntas, los que lideran la Casa Grande suelen dar la callada por respuesta, incluso alguno se molesta y contesta “indignado”, nunca entrando en razones sino en descalificaciones.

Si yo fuese concejal, en este momento estaría redactando una moción en la que por mayoría se pudiese lograr el compromiso municipal de no aprobar ninguna nueva inversión ni ningún nuevo proyecto hasta que el Horno Alto fuese visitable sin problemas. Lo haría, aunque solo fuese por la curiosidad de ver qué inventaban los de los “problemas técnicos” para impedir que esta moción prosperase, o bien, si esta se aprobase, para burlarla, como hacen con tantas y tantas otras.


Si le ha interesado esta información, puede unirse a nuestro canal de Telegram y recibirá todas las noticias que publicamos para el Camp de Morvedre. Síganos en https://t.me/eleco1986

Más en esta categoría: « Pedro, Pedrito... Watergates »

 

 

SUCESOS

SALUD