Miguel Álvarez Lozano

Miguel Álvarez Lozano

Melilla 1941. A los catorce años entró a trabajar como mecánico ajustador en Altos Hornos de Vizcaya, «La Fábrica», y pasó en ella toda su vida laboral hasta su jubilación. Aprendiz de todo y maestro de nada, colabora en este periódico desde el año 2003. Colaborador con algunas ONGs y con otros movimientos populares, cofundador del Cercle de Teatre y the nomeARSE Group. Seguramente un ingenuo, piensa que sus reflexiones puestas aquí negro sobre blanco puedan ser útiles a algunos de sus convecin@s. Con eso tiene bastante.

Jueves, 07 Junio 2018 17:33

La Cope

Print Friendly, PDF & Email

Claramente se empieza a escuchar el típico y desagradable ruido de una nueva polémica política, esta vez sobre el destino y utilización del antiguo edificio del Economato. Entiéndaseme: las polémicas políticas no son en sí desagradables sino más bien necesarias; lo que resulta desagradable y algunas veces peor que eso, es cómo se producen y las cosas que se dicen y hacen al calor de ellas..

Este empieza a ser el caso de La Cope, el castizo nombre porteño del edificio. Hay dos propuestas en pugna y las dos para mí respetables: una, acondicionar el edificio para ser usado como centro de pensionistas puesto que el actual se ha quedado pequeño, y, la otra sería crear en ella un espacio cultural, algo bastante necesario y conveniente para este pueblo.

Creo deseables y convenientes las dos cosas. También me encanta que existan grupos de personas que se muevan por ello. Lo que no comprendo es que cuando a alguien, en los últimos treinta años se le ha ocurrido aprovechar ese edificio como posible contenedor de algo social o cultural, el Ilustrísimo Ayuntamiento de Sagunto no haya hecho ni el más mínimo puñetero caso y ahora cuando hay, no una, sino dos peticiones, va y resulta que unos concejales se ponen a un lado y otros enfrente y... ¡ya tenemos la fiesta montada!. Da que pensar ¿No?

La tentación de los que no estamos en ninguno de los lados de esta “fiesta” es la de erigirnos en jueces salomónicos para resolver la cuestión dejando contentos a todos. A mí, que no me importa mojarme, se me ocurre recordar algo que decía ya el 20 de abril en esta misma columna referente al Pantalán y es el mismo remedio que sirve para casi todo: estas cosas se resuelven bien y de verdad con diálogo y estudio. Todo lo que no sea sentarse todos los grupos políticos para presentar sus ideas y proyectos y discutirlas hasta llegar a un resultado consensuado es perder el tiempo, y, lo peor, meterse en algo que al final nos cuesta mucho dinero con un porcentaje altísimo de meter la pata.

Para mí el tema de La Cope debe estar inserto en un Plan Integral para la Gerencia. Un Plan de acciones a largo plazo donde se determinen cuales son las necesidades a cubrir, dónde y cómo abordarlas, las prioridades para su ejecución, para después dar los pasos convenientes y en la dirección correcta con arreglo a las reales disponibilidades económicas.

Decía ya entonces que, para abordar dicho Plan, las premisas deberían ser solo dos: que todo sea discutible y discutido, y, que las conclusiones deberían ser consideradas de obligado cumplimiento por todos los futuros equipos municipales.

Print Friendly, PDF & Email
Viernes, 01 Junio 2018 17:30

Adoctrinados

Print Friendly, PDF & Email

Algunos de los que ya tenemos una edad somos conscientes de que de niños fuimos adoctrinados como fascistas en su versión nacional-católica. También somos conscientes de que, parafraseando una frase conocida, se puede decir “Adoctrina, que algo queda”. Ello es algo que se nota mucho en mi generación, pero también en los jóvenes, no en vano han sido educados por nosotros. Así, el nacional-catolicismo se convirtió en un fardo que unos nos vamos sacudiendo poco a poco y que muchos ni siquiera han empezado a hacerlo. Estoy pensando en la marea de críticas que ha suscitado el famoso chalet Iglesias-Montero. Me voy a referir especialmente a las que se hacen desde una presunta posición de izquierdas. A ellas dedico esta columna.

Muchas de las críticas que se hacen desde estas posiciones demuestran en sí mismas que no se tiene la menor idea de lo que se habla. Un comunista no es una persona que piense que hay que repartir la pobreza: ese sería un buen cristiano; el comunista es aquel que está por que la riqueza se reparta. Repartir la riqueza en un mundo moderno no es dar lo mío y esperar que cuando yo necesite los demás ya me darán. No. Eso también lo haría un buen cristiano. El socialismo es otra cosa, se trata de una idea moderna y muy actual de reparto de la riqueza y de justicia social partiendo de la organización del Estado y de las Leyes. Es avanzar por el difícil camino de una útil y eficaz organización social para conseguir, a través del progreso científico y humanístico, un mundo cada vez más justo. Esto no nos lo han enseñado en las escuelas ni tampoco nuestros padres, por ello nos cuesta tanto entender que los socialistas, o los comunistas, (somos lo mismo) no hagamos alardes de pobreza o de estoicismo. Eso lo dejamos, con todo el respeto del mundo, para los buenos cristianos. Nosotros no tenemos dioses pero seguimos, críticamente siempre, a grandes pensadores como Marx, Engels, Gramnsci, Chomsky y otros para tomar de ellos lo que nos parece más inteligente y adecuado.

Somos conscientes de que nos equivocamos mucho, seguramente demasiado, pero desde el punto de vista intelectual y moral nos parece la única opción posible, aunque simplemente sea porque todo lo demás es mucho peor y está llevando a la Humanidad al desastre. Desde mi punto de vista no veo solución a los problemas sistémicos que padecemos, pero si hubiese alguna posible solo sería a través de la organización socialista de la sociedad. Si fuésemos capaces de apreciar la importancia de los problemas y obstáculos a los que nos enfrentamos no perderíamos ni un solo átomo de energía en discusiones estériles sobre la legitimidad de tener chalets.

Print Friendly, PDF & Email
Viernes, 25 Mayo 2018 15:54

Agua amarga

Print Friendly, PDF & Email

Sirva esta columna como apoyo a la denuncia realizada en este mismo periódico por un miembro del colectivo “El Agua No Es Un Negocio”. Nos cuenta el paripé montado por todos los grupos municipales con una falsa “Comisión Informativa de Seguimiento de la Gestión del Agua”. Parece que nos tomen a los vecinos por estúpidos. ¿Cómo es posible que en algún momento hayan podido llegar a creer que podían engañar a alguien con esa farsa?

Visto el tema, queda claro que desde hace tiempo la actitud de los grupos políticos evidencian sus posicionamientos y puede decirse que estos se dividen en dos grupos: los que desde su compromiso inicial con la “gran cagada” de privatizar la gestión del agua no hacen más que revolcarse más y más en el charco en que se encuentran, y, los que carecen del necesario valor político para enfrentarse. A los primeros no les voy a pedir nada porque de ellos nada espero, salvo que cuando esto se aclare paguen de su bolsillo los daños causados, pero a los segundos les exijo, además, un mínimo de coherencia y dignidad.Como votante de izquierdas no puedo dejar de denunciar públicamente la enorme decepción que me producen los concejales de ADN Morvedre e Izquierda Unida, porque ellos estaban destinados a ser la gran esperanza de los vecinos para que las Aguas de Sagunto volvieran a su cauce; eran en principio los llamados a denunciar y pelear para revertir esta anómala y antidemocrática situación. Para los lectores no muy bien informados resumo en pocas palabras: es infumable que el Ayto invente una Comisión de Seguimiento de la Gestión del Agua donde estén ellos solamente. Es como si para el caso Urdangarín hubiesen nombrado como juez instructor al Duque de Palma. Una increíble tomadura de pelo.

La Federación de Vecinos y el Colectivo citado llevan años pidiendo sobre este tema informes que se les niegan del Secretario General, del Interventor Municipal y de La Oficial Mayor. Este oscurantismo no se puede consentir. Es ilegal. La obligación de las autoridades ¿democráticas? es dar explicaciones de su gestión y tienen que hacerlo les guste o no les guste, les convenga o no les convenga. Hay mucho dinero, el dinero de los vecinos, en juego, pero también el control de la gestión democrática de uno de los principales recursos básicos de la población. Quién tiene ese control tiene el Poder y este no debe quedar en manos privadas. Es una cuestión de principios.Estos son los intereses que se suponen debemos defender, aquí no hay derecha ni izquierda, se trata del bolsillo de todos, y es un hecho que los ciudadanos nos sentimos estafados con las injustificadas e inexplicadas subidas de la factura del agua.

Print Friendly, PDF & Email
Viernes, 18 Mayo 2018 15:25

Refugiados

Print Friendly, PDF & Email

Cuando hablamos de refugiados nos referimos a aquellos que llegan a este país por diversas razones pidiendo ayuda. Unos huyendo de guerras, como los que hoy proceden de Siria y ayer de países balcánicos, otros huyendo de persecuciones étnicas o religiosas del África negra u otros lugares igualmente intolerantes, lugares poco seguros para la vida de las personas; en otros casos hay que hablar de los que abandonan sus países por cuestiones nacionales, como los kurdos, los palestinos o los saharauis. Desgraciadamente existen multitud de “razones” para que cientos de miles de personas tengan que abandonar sus tierras, sus hogares, sus familias, corriendo serios peligros al dirigirse a destinos tan inciertos como indeseados. Generalmente estas personas, tan vulnerables en el momento en que ejercen su derecho natural (el planeta no pertenece a nadie) a buscarse otros espacios más seguros para sus vidas, o simplemente para huir del hambre, encuentran en las gentes de los pueblos receptores una cierta solidaridad en las zonas por las que tienen que circular y en las zonas de destino, pero a la vez lo “normal” es que las autoridades locales constituyan un nuevo problema para los recién llegados.

Una cosa es que realmente haya que atenderlos y a su vez controlarlos desde los puntos de vista de la seguridad sanitaria, de la seguridad pública y privada, realizando los controles que se estimen necesarios, y, otra, que todo ello se convierta para el Estado en la gran excusa para eludir sus responsabilidades en cuanto a Derechos Humanos, maltratarlos física y moralmente, convirtiéndolos en indocumentados que pululan años tras años por pueblos y ciudades, sin papeles, sin derechos, sin personalidad, ni jurídica ni de ningún otro tipo. Los convierten en sombras que se mueven inadvertidamente a nuestro alrededor, aguantando sus hambres, fríos y enfermedades, dependiendo de la caridad o solidaridad de los vecinos, en carne de cañón para empresarios desaprensivos que utilizan sus necesidades e indefensión para explotarlos miserablemente.

La semana próxima se van a realizar por parte de diversas asociaciones vecinales diversos actos para denunciar estos casos y hacer un llamamiento a la solidaridad. Quisiera aprovechar esta maravillosa propuesta, estas campanadas, para despertar conciencias, para hacernos unas cuantas preguntas: ¿En el fondo no somos nosotros también refugiados? ¿No vivimos cómodamente enrocados? ¿Reflexionamos lo suficiente sobre ello? Es natural seguir a nuestro instinto de conservación ya que todos necesitamos el abrigo de una zona de confort que cubra nuestras necesidades de seguridad e incluso de comodidad, pero… ¿No llevamos este enrocamiento hasta el punto de autojustificar nuestro inmovilismo? ¿Somos conscientes de que los segundos perjudicados por nuestra tibieza somos nosotros mismos, en muchos casos hijos de los que emigraron a Suiza y padres de los que están emigrando a Alemania?

Print Friendly, PDF & Email
Viernes, 11 Mayo 2018 16:50

SAPiencia

Print Friendly, PDF & Email

La semana pasada escribí acerca de mi satisfacción por la elección de Sagunto como capital Cultural Valenciana. En mi caso no se trata de ningún tipo de chauvinismo sino del natural contento por el despegue cultural que se está realizando en nuestra población, con una larga lista de iniciativas de todo tipo, teatrales, musicales, pintura, poesía, ediciones de libros…

También hablé del Casal Jove y de su estupenda y variada programación, a la que hay que añadir el resto de la extensa programación cultural propia del Ayto. de la que nos beneficiamos también a través de los espacios físicos municipales.

Además tenemos un nuevo motivo de alegría: recientemente podemos añadir una iniciativa cultural diferente (para mí sobre el aspecto más importante de la Cultura) el amor a la Ciencia. Para ello han creado en nuestro pueblo una asociación llamada SAPiencia.

Se trata de jóvenes científicos preocupados por la divulgación científica. Estos parten, con la alegría y generosidad propia de su juventud, de la convicción de que un país no va a ningún lado sin un conveniente desarrollo científico y que, si esto no se promueve adecuadamente, tienen que ser ellos mismos los que saquen la ciencia a la calle a fin de fomentar la pasión por la ciencia, sobre todo en los jóvenes, dar a conocer los últimos avances y la necesidad de apoyar algo tan absolutamente esencial para el normal desarrollo de un país.
SAPiencia viene realizando, desde el verano pasado, una actividad que denominan “Una copa con la ciencia”. Se trata de charlas dadas, una cada mes, en el conocido pub Timedrinks, de la Avda. del Mediterráneo. Allí abordan temas científicos variados y complejos pero con un lenguaje desenfadado, no exento de humor y adaptadas a un público de perfil general. Luego contestan preguntas y se debaten dudas mientras te tomas una copa o un café.

Próximamente van a dar la campanada. La semana que viene y gracias a esta asociación, en Sagunto podremos disfrutar el lunes 14, martes 15 y miércoles 16 en el mismo lugar y horas de costumbre, de el Festival Internacional Pint of Science (una Pinta con la Ciencia)
Miel sobre hojuelas. Se trata de la primera vez que participemos en este Festival Internacional que ya va por su cuarta edición y que se realiza simultáneamente en muchos países. En nuestra Comunidad se realizará en las tres capitales de provincias y en la Capital Cultural Valenciana, es decir, aquí. Los seis ponentes anunciados son destacados científicos procedentes de distintos lugares del país. Se aprovechará su presencia para llevar sus charlas a los distintos institutos de nuestra localidad.

En este mismo periódico podéis encontrar los detalles del evento. Sin duda todo un lujo para esta ciudad.

Print Friendly, PDF & Email
Viernes, 04 Mayo 2018 16:47

El Casal Jove

Print Friendly, PDF & Email

Quiero felicitar y felicitarme por el nombramiento de Sagunto como Capital Cultural Valenciana. Creo que no es una distinción más, sino que es algo que nos estimula a esforzarnos a todos, no solo al Ayto, para dar un salto cualitativo en la promoción cultural en todos los ámbitos posibles que, como es sabido, son muchos.   

En consonancia con dicho nombramiento y por la parte que le toca, El Casal Jove está desarrollando, como de costumbre, actividades verdaderamente interesantes. No es que antes no las hubiesen, sino que se nota que se están dando pasos adelante, notables avances, en programas culturales. Por ejemplo: la Muestra de documentales punto.DOC, tres semanas de documentales que concluirán este fin de semana, los días 5 y 6 con el 24hores.DOC.en el que participarán con documentales cortos propios los jóvenes creadores entre 15 y 35 años.

Por lo que ya hemos podido ver y disfrutar se están proyectando documentales verdaderamente notables, como el realizado acerca de la más que interesante vida de Chabela Vargas o sobre la novedosa y revolucionaria Renta Básica, o el documental ganador del Goya Tribus de la Inquisición.

También, a finales de marzo se realizó la 5ª edición del SplashSagunt un festival de cómics donde han tenido cabida cerca de treinta autores de todas las edades y zonas del país, donde no solo hemos tenido la oportunidad de conocer sus obras, sino también sus opiniones, sus inquietudes y visión de futuro de esta interesante manifestación cultural que es el cómic.

El SplashSagunt se ha convertido ya en un referente en la comunidad valenciana debido no solo a lo interesante del tema sino también por lo bien que está montado.

Otra cosa destacable para mí (quedan muchas más porque la programación es densa y copiosa) son los Novembre Negre, dedicados al cine y la novela policiaca o negra. Un verdadero lujo para los aficionados a este género.

No entraré en más detalles, no hay espacio en esta columna para comentar tanta y tan diversa programación. Lo que sí quiero destacar es que como usuario de la cultura y como ciudadano de este pueblo pienso que vale la pena seguir de cerca y aprovechar las posibilidades que tenemos, que son muchas, aprovecharlas como consumidores, usuarios o incluso como actores de estas plataformas culturales que por primera vez en nuestra historia tenemos a nuestro alcance.

El Casal Jove está abierto todas las edades. Todo ciudadano puede ser usuario de aquella parte de su programación que le seduzca o que le interese. Para ello solo es necesario ser joven, eso sí es algo indispensable. Pero sabido es que la juventud no la determinan los DNIs sino las actitudes y las mentes de las personas.  

Print Friendly, PDF & Email
Viernes, 27 Abril 2018 16:15

Haciendo el indio

Print Friendly, PDF & Email

Mí sentirse algún tiempo como piel roja frente a Búffalo Bill. Mí no entender.

Mí ver jueces preocupar por saber de dónde salir dinero para pagar costes de una legítima votación ilegal, mi ver hacer prisioneros a responsables, mientras otros jueces, tener claro otros robos mucho más sucios e ilegales y mandar a pasear con gastos pagados ladrones a Suiza.

Mí ver cómo, a otros jueces, machacarles ordenadores en sus narices en una sede que constar reformada en negro y no saber qué hacer con eso ni encontrar siquiera a un rostro pálido a quien culpar. Otros no saber quién ser Rostro Duro, ese misterioso M. Rajoy. Y así hasta tan lejos donde vuelan para invernar los zopilotes.

Mí vivir con angustia cómo luna tras luna reproducirse como conejos “desapariciones misteriosas” en juzgados de legajos de miles y miles de folios de causas que costar años de investigación y a veces la carrera a algún juez. Tan normal la cosa que ni siquiera ser noticia, no sorprender a nadie.

Mí contemplar desolado cómo se detiene, maltrata y hacer vida imposible, con multas desorbitadas, a cómicos, artistas, a creativos de cualquier especialidad que hacer trabajos que no gustar o no convenir a rostros pálidos, a Gran Jefe, o a cualquiera de los poderosos chamanes por todos conocidos mientras que coyotes y lenguas de serpientes como Urdangarín, Matas, Pujol, Blasco, Bárcenas, Fabra, etc, no solo andar sueltos sino que, además, ser alimentados por toda la tribu.

Mí tener que escuchar a tertulianos escandalizarse de que ETA aún no pedir perdón ni fumar la pipa de la paz en la forma que gustarle a ellos, los mismos que no decir ni pío del criminal bombardeo de la Nación Siria (¿o Nación Sioux?) por parte del Séptimo de Caballería de USA, Inglaterra y Francia. Ellos no hablar de terrorismo, ni de genocidio a espaldas de la ONU, o de cualquier otra legalidad. Mí tener que soportar ante mi cansada vista cómo degradarse la naturaleza rápidamente ante los ojos de mi pueblo, cómo desaparecer la vida poco a poco de montañas, mares, ríos y praderas. Mí no comprender cómo mi pueblo vivir asustado por esa terrible realidad que conocer, entender, comprender… y no mover un solo dedo para evitarlo. Yo estar seguro de que nuestros valientes antepasados, allá en las Grandes Praderas donde se encuentren, contemplan avergonzados a sus descendientes comportarse como víctimas, como adictos al licor de fuego y no como dignos guerreros.

Mi no saber qué tener que hacer, ni qué solución haber, pero saber que si la Gran Nación Sioux desaparecer pronto será por no haber entendido hasta donde es capaz de llevarnos la infinita codicia y estupidez de los Rostros Pálidos.

Print Friendly, PDF & Email
Viernes, 20 Abril 2018 16:15

El Pantalán

Print Friendly, PDF & Email

Observo con tristeza que el tema del Pantalán de Menera sigue perteneciendo a la categoría B de las preocupaciones e intereses del Ayuntamiento de Sagunto. No se perciben, o al menos a mí no me llegan, signos reales de que este tema esté en la agenda como tema a resolver.

Y me preocupa. No porque crea que sea un tema clave en cuanto a patrimonio histórico, porque, al fin y al cabo fue construido en 1975, abandonado en 1990 y tiene relativa importancia en el tema patrimonial. Para mí esa importancia patrimonial no justificaría un gasto cuantioso para su conservación, creo que hay otras prioridades.

Pero lo que no entiendo es que un Ayuntamiento que proclama que hay que cuidar el turismo, que habla de altas posibilidades turísticas si sabemos combinar la playa y el patrimonio industrial con el patrimonio histórico, no tenga claras las posibilidades que el Pantalán ofrece.

Visto desde mi óptica el Pantalán no es un nicho de gasto que podría esquilmar la economía municipal, sino todo lo contrario: es un recurso en potencia, tan desaprovechado como tantas otras cosas en nuestro pueblo y cuya enumeración evito porque están en la mente de todos.

Si hubiese voluntad política y se resolviera la endémica inoperancia municipal, si pudiesen superar su escasa o nula capacidad de diálogo, se podrían resolver los problemas que han impedido que Sagunto se subiese al tren del desarrollo turístico, ese tren que pasa por nuestras narices sin detenerse desde los años sesenta. ¿Qué esperamos? ¿Repetir algo como invertir en riego por goteo el día antes de arrancar los naranjos?

Volviendo al Pantalán. Lo que se haga con este tema debería ser fruto de un acuerdo, un acuerdo de verdad en el que todos los partidos políticos, no solo los que gobiernan hoy, sino TODOS, estudiasen y acordasen un plan integral de desarrollo turístico donde el Pantalán se incluyese como un tema más.

Para un estudio así habría que partir desde la posibilidad de derruirlo y acabar con él, hasta mantenerlo tal como está. En medio se pueden considerar múltiples posibilidades, p.e: reducirlo en su extensión y/o montar en su extremo un mirador-restaurante que le diese un mayor atractivo a nuestra playa, o realizar una reforma que contemplase su utilización como amarre y embarque de barcas de recreo, cualquier cosa que pueda potenciar a una de las mejores y más desaprovechadas playas del Mediterráneo.

Para realizar dicho estudio las premisas principales solo deberían ser dos: que todo debe ser discutible y discutido, y, que las conclusiones a las que puedan llegarse deben ser consideradas de obligado cumplimiento por todos los participantes.
Alguna vez tendríamos que desembarazarnos de nuestra pereza mental. ¿No valdría la pena?

Print Friendly, PDF & Email
Viernes, 06 Abril 2018 13:46

El bien común

Print Friendly, PDF & Email

Si las previsiones demográficas se cumplen, en el año 2020 la población mundial se acercará a 8.000 millones de personas. A pesar de las más de veinte reuniones que el G7 ha mantenido desde su creación, los siete países más ricos del mundo han demostrado ser incapaces de resolver los problemas de los humanos. Está claro que lo que de verdad les interesa es SU crecimiento económico, SU competitividad y SU riqueza. Está más que demostrado que SUS desvelos obedecen a cuestiones destructoras del bien común, políticas que han hecho de los valores propios de la economía del mercado capitalista la referencia exclusiva, la medida de lo bueno, lo útil y lo necesario.

El estado medioambiental del planeta no deja de degradarse a pesar de los compromisos firmados y Agendas 21. La cosa es muy fácil de entender, solo basta que respondamos a las siguientes preguntas: ¿Cuándo crees que van en serio los de arriba? ¿cuándo hablan de medioambiente? o ¿cuando hablan de competitividad y rentabilidad financiera?

La respuesta es clara, cuando ven esas imágenes tan bellas de nuestro Planeta Azul que nos envían los astronautas desde el espacio, ellos no ven lo que tú: ellos ven un inmenso Mercado. Consecuentemente todo debe ponerse al servicio de La Santa Trinidad del Dios Mercado, a saber: liberalización, desreglamentación y privatización.

Solo habría una posibilidad de evitar la evidente catástrofe que nos amenaza y que cada día parece más irreversible: apartar del poder a esas clases dominantes ciegas y estúpidas que solo tienen el objetivo de ganar todo lo de prisa que puedan cantidades incontables de dinero. Tendríamos que apartarlos del poder, más que nada para curarnos en salud y para curarles a ellos de su propia enfermedad. El planeta se salvará, tiene muchos recursos. Los que no tenemos salvación somos los humanos si no hacemos un esfuerzo titánico para cambiar radicalmente el rumbo que nuestras malas decisiones han dado a nuestras propias perspectivas de futuro. Tenemos un gran problema, prácticamente irresoluble, con la peor hipoteca que pudiéramos tener: aquella que afecta a la salud de nuestro Planeta Tierra.

Las hipotecas se suelen pagar con mucho esfuerzo y sacrificio. Esto es lo que tocaría hacer hoy. Solo hay un modo de evitar que todo se vaya a la M: pensar a nivel planetario en el Bien Común, ponerlo todo, TODO, al servicio del Bien Común, que no se tome ninguna decisión que menoscabe ese objetivo.

Si eso ocurriese tendríamos alguna posibilidad de salvación, pero es evidente que tenemos pocas posibilidades, por no decir ninguna, de que tal cosa ocurra. Yo por mi parte, aunque solo sea por mi salud mental y equilibrio emocional pienso seguir siendo, mientras viva, pueda y me dejen, biencomunista.

Print Friendly, PDF & Email
Jueves, 29 Marzo 2018 12:00

La UMD

Print Friendly, PDF & Email

No tener memoria histórica nos convierte en seres fácilmente manipulables, sujetos a los caprichos de los que manejan la tramoya. Ahora que unos y otros vuelven a blandir el patriotismo como una espada contra el vecino, conviene retirar la mirada del lugar promocionado por los tahúres para recordar cosas que, tal como está la realidad virtual que nos han creado, parece que no vengan al caso. Y sí, hay muchas.

Una de ellas, quizás no por orden de importancia, pero sí por sentido de la justicia, sería hablar de la Unión Militar Democrática, asociación creada en 1974 y compuesta por militares que fueron expulsados del ejército por el delito de ser demócratas.

Estos fueron también excluidos de la “amnistía” de 1986 del gobierno de Felipe González que los “olvidó” por completo. Los que realmente resultaron amnistiados en la práctica fueron los militares fascistas.

Entonces, entre otros, quedó sin empleo el Comandante J.M. Delás uno de los líderes de la UMD. Éste, devenido en un demócrata de verdad, militante pacifista, fue elegido Presidente de Justicia i Pau de Girona y también fue uno de los fundadores del Centre de Estudis per la Pau J. M. Delás

Este centro, financiado por entidades privadas y socios, se dedica al seguimiento de las cuestiones de desarme, militarismo, paz, conflictos, seguridad, armamentismo, gasto militar, comercio y fabricación de armas … temas apasionantes para aquellos que descubren este bajo y sucio mundo por primera vez. Los estudiosos de estos temas se nutren de los trabajos realizados por los expertos de esta Fundación. Estos poseen datos estadísticos y documentales desde el año 1940 hasta nuestros días.

Husmeando entre la vasta información en su poder encuentras cosas muy interesantes, por ejemplo: nos cuentan nuestros gobernantes (y así consta en los presupuestos) que el gasto militar del 2017 estaba previsto en el 1,64 % del PIB, pero si se le añaden los gastos en cuestiones militares de otros ministerios, en I+D y temas subalternos pero de muy caro coste y de las que no se escapa casi ningún ministerio, el bocado al PIB se convierte en el 4,24 %, un verdadero pastón y una “trampa” ni justificada ni debatida tanto en el Congreso como en el Senado. Para hacerse una idea basta saber que España es uno de los países de Europa que más gasta en armamento con relación al PIB. Esto viene siendo habitual todos los años, para esto no hay crisis, sin que los años de Zapatero cambiasen ésta dinámica. Basta recordar que los altos cargos de estos ministerios son normalmente los mismos esté el PSOE o esté el PP.

Print Friendly, PDF & Email
Página 8 de 22