Durante el pleno de septiembre, se aceptó el informe realizado por los técnicos autonómicos y se acordó solicitar el correspondiente permiso para la tala de las especies afectadas por este escarabajo  —denominado tomicus destruens— y la adopción de las medidas necesarias para evitar que se propague adentrándose en el parque natural de la Sierra Calderona, situado a poco más de un kilómetro. Pese a tenerlo todo preparado, desde el gobierno local ven con impotencia como «pasa el...
Publicado en Comarca