PP e IP coinciden en resaltar que para sufragar los costes generados por la explotación y amortización de esta instalación, el incremento del precio del agua se puede triplicar

Si entra en servicio la planta desaladora, una fuerte subida del recibo del agua será inevitable

Publicado en Ciudad  |  

Deja tu comentario